ANES: 40 años de impulsar el aprovechamiento de la energía solar


Por Verenise Sánchez

Ciudad de México. 17 de enero de 2017 (Agencia Informativa Conacyt).- Desde hace cuatro décadas, la Asociación Nacional de Energía Solar (ANES) se ha dado a la tarea de impulsar el aprovechamiento de esta fuente de energía renovable.

El ex presidente de la ANES, José Alberto Valdés Palacios, indicó que dicha asociación ha jugado un papel muy importante para el impulso de la energía solar en México toda vez que se ha dado a la tarea de reunir a investigadores, tecnólogos, empresarios y tomadores de decisiones, para que juntos determinen las mejores estrategias para el aprovechamiento de esta energía limpia.

Evolución

Javier Romo Durand.La asociación tiene su origen en la academia, ya que nació con un equipo de investigadores que eran amigos y se reunían con frecuencia para presentar sus avances y establecer colaboraciones.

“En 1976 tuvimos nuestra primera reunión entre colegas. Fue hasta 1980 cuando ya se fundó formalmente la asociación, cuando se realizó la primera reunión formal".

En sus inicios, lo que se hacía era básicamente investigación y tenía menos de 50 integrantes. Actualmente cuenta con alrededor de 500 asociados, entre investigadores, tecnólogos, empresarios.

Lo interesante de la asociación es que no solo ha agrupado a académicos, sino también empresas, las cuales juegan un papel fundamental dentro de la misma.

“En un principio solo había cinco empresas como Modulo Solar y Condumex, actualmente colaboran más de 100”, subrayó Valdés Palacios.

 

Enlace con tomadores de decisiones

Además de acercar la academia con las empresas, la ANES también ha procurado que todo lo que se genera en la academia y que puede ser de interés para la industria sea conocido por los legisladores y tomadores de decisiones.

José Alberto Valdés Palacios.La asociación hoy en día forma parte de foros oficiales y consejos para la promoción de las energías renovables, por ejemplo el Consejo Consultivo para la Transición Energética.

“En los foros y consejo, aportamos ideas para trazar las perspectivas de mercado de la energía solar en México y tratar de coadyuvar con el cumplimiento de las metas y compromisos internacionales”, resaltó el ex presidente de la ANES.

“Nosotros sabemos lo que están haciendo las academias, lo que necesitan las empresas y eso se lo hacemos llegar a los tomadores de decisiones para juntos trazar una estrategia”.

 

Elevar el desarrollo

El trabajo que la ANES realiza no solo consiste en formar la famosa triple hélice en pro del desarrollo de la energía solar, también trabajan de la “mano” con la academia para impulsar el desarrollo e innovación tecnológica de calidad.

“Nos centramos en promover el desarrollo tecnológico en las universidades y que dicho desarrollo vaya acorde con los estándares y requerimientos que se tienen actualmente en el mercado, con el fin de hacer un mercado más competitivo”, expresó Valdés Palacios.

Con esto se pretende que los productos que se generan en México cumplan con los estándares internacionales, para ello participan en varios comités tales como el Técnico Nacional de Normalización de Energía Solar.

“Dicho comité es muy importante porque tiene como fundamento dar solidez al mercado con productos, ya sea importados o mexicanos, ya que debemos tener productos que sean duraderos, confiables, para poder ingresar al mercado”.

Con estas evaluaciones de los desarrollos tecnológicos, se busca dar cierta certeza a los actores financieros de la tecnología de que lo que están apoyando cumplirá con normas internacionales, para que de esta manera se pueda impulsar el crecimiento del mercado, ya que sin inversión no hay desarrollo y dicha inversión debe provenir de la iniciativa privada, como ocurre en muchos países, sobre todo en situaciones como la actual en la que el sector científico y tecnológico sufrió un fuerte recorte presupuestal.

 

Impulsar el mercado, el reto

Desde hace 40 años, la asociación, junto con la academia y la industria, ha venido empujando el desarrollo tecnológico para el aprovechamiento de energía solar, el reto es la creación de un ambiente propicio para el desarrollo del mercado.

“En México hay el recurso solar y hay tecnología, lo que aún no hay es un mercado caminando que incentive a los financieros a invertir sus recursos en él”, indicó José Alberto Valdés Palacios.

Los inversionistas temen que la tecnología aún no sea rentable y no sea consumida. No obstante, con el desarrollo tecnológico constante desde hace 40 años, México está preparado para explotar la energía solar de manera rentable, aseguró Valdés Palacios.

“En la década de los 70, teníamos módulos fotovoltaicos que generaban energía que costaba 100 dólares el watt, lo cual solamente era rentable para satélites espaciales; actualmente tenemos tecnología que cuesta 0.50 centavos de dólar el watt”.

Con lo cual es una de las fuentes de energía limpia más económicas, “ahora es más competitiva que el combustóleo, es más competitiva que el carbón y empieza a ser más competitiva con algunos suministros de gas”.

Cabe precisar que la energía solar hasta el momento es muy competitiva solo en el día, es decir, cuando hay sol, ya que los sistemas de almacenamiento aún no son muy eficientes y su costo es muy elevado, lo que hace que aumente el precio.

 

Fotovoltaica, la de mayor crecimiento

Existen básicamente dos tipos de energía solar: la fotovoltaica y la termosolar, y la que ha tenido mayor crecimiento en los últimos años en México ha sido la primera.

Mientras que en 2007 tenía una capacidad instalada de menos de 20 megawatts (MW), en 2015 alcanzó una capacidad de más de 56 MW a través de generación distribuida, según un documento publicado en julio de 2016 por la Secretaría de Energía (Sener).

Al respecto, el secretario de Asuntos Industriales de la ANES, Javier Romero Durand, señaló que a partir de 2007 y con las reformas que se han dado en los últimos años, la energía fotovoltaica ha tenido una mayor participación dentro de las energías renovables.

Esto ha permitido que el costo de la tecnología, “en los últimos cinco años ha bajado 70 por ciento el costo, lo que representa que el retorno de inversión es mucho más rápido”.

 

¿Y la energía termosolar?

Si bien se habla de un acelerado desarrollo en el aprovechamiento de la energía fotovoltaica, ¿qué pasa con la termosolar, por qué no se ha desarrollado?

Para José Alberto Valdés Palacios, la razón por la cual se ha desarrollado más la fotovoltaica que la termosolar se debe a que la primera “quedó regulada con las leyes de energías limpias a través de la reforma energética”.

No obstante, reiteró que en los próximos años a la que se le debe apostar es a la termosolar, ya que “el mercado del calor es cuatro veces más grande que el de la energía eléctrica”.

Pensemos en todas aquellas industrias que a lo largo de su proceso de producción ocupan calor, todas esas serían usuarios de la energía termosolar.

El Instituto de Investigaciones Eléctricas (IIE) ha realizado estudios respecto del potencial de aprovechamiento de la energía solar térmica de concentración y ha estimado un potencial medio aprovechable en el corto plazo en las zonas norte y noroeste del país de mil 653 MW, mientras que el potencial para calentamiento solar de agua se ubica en más de dos millones de metros cuadrados de calentadores solares de agua al año.

Pero para que eso se dé, para que las industrias adopten tecnología termosolar, será necesario que, tal y como ocurrió con la fotovoltaica, quede asentado su uso en las leyes, destacó Valdés Palacios.

 

El futuro de la energía solar

La energía solar podría tener un crecimiento aún mayor en los próximos años ya que, por un lado, la reforma energética, impulsada y aprobada durante este sexenio, permite comprar energía solar a las 12 del día, que es cuando está más barata, y por la noche consumir energía proveniente de otra fuente.

Aunado a la reforma energética, México tiene como meta que para 2024 al menos 35 por ciento de la electricidad producida en el país provenga de fuentes limpias y quizás una de las energías renovables que más le convenga a México sea la solar.

Ya que por su ubicación geográfica recibe una irradiación diaria de aproximadamente 5.5 kilowatts hora por metro cuadrado (kWh/m2), lo que coloca al país dentro de los primeros lugares en el mundo, según el estudio Prospectiva de Energías Renovables 2012-2026, realizado por la Secretaría de Energía.

20 / 01 / 2017

Teléfonos

(777) 314 0007
(55) 5661 3787

E-mail

anes@anes.org


Dirección

Insurgentes Sur 1748-303 Col. Florida, Álvaro Obregón D.F. C.P. 01030

Horario

9:00 a 17:00 hrs. de Lunes a Viernes